Tiempo de lectura estimado: 4 minutos

El Consejo de Administración de la Autoridad Portuaria de Alicante, presidido por Juan Antonio Gisbert, ha celebrado esta mañana la última sesión del año en la que, entre otros asuntos, se han avanzado los datos de tráfico del mes de octubre y se ha aprobado el inicio de varios proyectos que afectarán, de manera muy relevante, al futuro de la convivencia puerto-ciudad.

Según ha informado Gisbert, el tráfico de mercancías en general ha experimentado un ligero descenso, si bien, el de contenedores ha crecido un 6,7%, superando los 154.000 TEUs.

 El  tráfico de pasajeros es el que más crece, debido a la reactivación de la navegación de cruceros, paralizada en marzo de 2020. 

El aumento de concesiones en el puerto también ha sido significativa, elevando los ingresos por las tasas de ocupación en más de un 47%, aunque se debe tener en cuenta que, debido a las medidas de reactivación económica, en 2020 se aplicaron reducciones en las tasas de ocupación, de entre el 20 y el 60% a muchos usuarios. 

En consecuencia, la cifra de negocio del puerto ha incrementado sus ingresos un 18,9 %, respecto al mismo periodo del año anterior, situando el beneficio, después de impuestos, en torno al millón de euros.

El Consejo de Administración da luz verde a la tramitación de la modificación nº1 de la DEUP, paso previo para hacer viable el centro de congresos alicantino

Puerto-Ciudad

Por otro lado, el Consejo de Administración ha aprobado el cambio de nombre del “Parque del Mar” que, con la ampliación recientemente inaugurada, pasará a denominarse “Parque del Puerto”. Una propuesta realizada por Gisbert, que no ha quedado ahí: el presidente de la Autoridad Portuaria ha propuesto ceder los terrenos en los que se encuentra situado el parque, para que pasen a formar parte de la ciudad.

La propuesta, que ha sido aprobada por unanimidad, dará comienzo al proceso de desafectación de esos terrenos, que tendrá que ser ratificado por el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana.

Otra de las propuestas aprobadas por el Consejo ha sido la autorización para la contratación de las obras, para el proyecto de construcción de una estructura fija, que se situará en la bocana de la dársena interior del puerto. En esta estructura, en la que se prevé alojar un restaurante, servirá principalmente de unión, mediante transbordadores autónomos, para el anillo peatonal que, en un desarrollo urbanístico sin precedentes en el puerto, rodeará la dársena interior, para uso y disfrute de ciudadanos y turistas. 

Esta actuación, que se ha iniciado con las remodelaciones y modernización de la Plaza del Puerto y la Marina Deportiva, continuará con la adecuación del paseo del Puerto, hacia el Real Club de Regatas, juntándose con el CC Panoramis y los edificios de Distrito Digital, realizándose así la modernización de uno de los espacios más emblemáticos e icónicos de Alicate, con una de las mayores inversiones realizadas en la ciudad durante los últimos años, para disfrute de los ciudadanos y turistas, realizada a través de la financiación público-privada, de los beneficios obtenidos por la Autoridad Portuaria, a través de la gestión del puerto,  y de las empresas del clúster portuario.

Siguiendo esa línea de actuaciones puerto-ciudad, el Consejo de Administración también ha aprobado el inicio de la tramitación de la modificación nº 1 de la DEUP (Delimitación de Espacios y Usos Portuarios), trámite imprescindible para habilitar el uso de los muelles 7 y 9 para proyectos destinados a la interacción puerto-ciudad como, por ejemplo, la ubicación del futuro Palacio de Congresos de la ciudad.

Adicionalmente, para hacer posible la construcción del centro de congresos, hará falta tramitar una modificación del Plan Especial del Puerto, que se podrá iniciar una vez se comience a desarrollar la modificación de la DEUP aprobada en el día de hoy.

«Si ya era uno de los lugares más conocidos y visitados de la ciudad, con la aprobación de estos proyectos, realizada hoy por la Autoridad Portuaria, se da un primer paso para convertir el puerto, en la principal seña de identidad de Alicante, y motivo de orgullo para sus ciudadanos», concluyen fuentes de la Autoridad Portuaria de Alicante.