Puerto y Ayuntamiento han firmado esta mañana el convenio que dará lugar a la licitación y cuyo presupuesto asciende a 1.356.523,39 euros.
Tiempo de lectura estimado: 3 minutos

Las obras de rehabilitación del Muelle de Maura finalizarán en la primavera de 2022, según han anunciado este miércoles durante la firma del convenio que dará lugar a la licitación del proyecto los máximos dirigentes de la Autoridad Portuaria y del Ayuntamiento de Santander, Francisco Martín y Gema Igual, respectivamente. 

Martín e Igual estuvieron acompañados por el consejero de Industria, Turismo, Innovación, Transporte y Comercio y vicepresidente de la Autoridad Portuaria, Javier López Marcano, y el concejal de Fomento, César Díaz.

La licitación se realizará “cuanto antes” para que la obra, que tiene un plazo de ejecución de seis meses, comience después del verano y se produzca con las “menores molestias posibles” al entorno. El presupuesto de licitación asciende a 1,35 millones de euros y el importe final de adjudicación será abonado al 50% por ambas administraciones.

Colaboración interinstitucional

El presidente de la Autoridad Portuaria, Francisco Martín, ha resaltado que este tipo de actuaciones “son el reflejo de la sensibilidad del puerto con los ciudadanos de Santander”y ha recordado que se están desarrollando otras acciones en Gamazo, San Martín, Puertochico o Antonio López “para avanzar en la prolongación del paseo marítimo” con la recuperación de espacios portuarios con menos uso “que están situados en lugares privilegiados y que están siendo recuperados para uso y disfrute de los ciudadanos”.  

Por su parte, la alcaldesa de Santander, Gema Igual, ha reiterado la importancia de estas actuaciones y de la colaboración entre administraciones ya que se trata de una zona “con mucho tránsito”y “el mejor escaparate para contemplar la Bahía”. La alcaldesa también se ha referido a otras actuaciones puerto-ciudad y ha destacado que el derribo de los tinglados de Antonio López, servirán para hacer la zona “mucho más atractiva y recuperar para el uso de los vecinos 2.500 metros cuadrados que se sumarán a los 75.000 ya existentes”.  

Trabajos submarinso

A la importancia de la colaboración institucional ha aludido también el consejero de industria y vicepresidente del puerto, Francisco Javier López Marcano, asegurando que “solo así es posible cumplir el principio más puerto, más ciudad, más región”. El consejero se ha referido así a instalaciones como la Sala de Exposiciones de la Fundación Enaire, el Dique Seco de Gamazo, la Caseta de Bombas, el Palacete del Embarcadero o el Faro de Cabo Mayor“, que han sido puestas en valor y que van a enriquecer las fortalezas de Cantabria situándola en un lugar privilegiado de atracción de visitantes”.

Por su parte, el concejal de Fomento, César Díaz, ha explicado cómo se ejecutarán las obras de rehabilitación y ha señalado que “no serán sencillas” ya que estarán condicionadas por las mareas y los trabajos submarinos. No obstante, Díaz ha asegurado que “se tratarán de cumplir los plazos con las menores molestias posibles”.