Valenciaport retoma el proyecto de ampliación de las instalaciones del recinto del escáner

49
Tiempo de lectura estimado: 4 minutos
Según el pliego de condiciones, las obras se tendrán que realizar en el edificio de oficinas del recinto del escáner del puerto de Valencia a lo largo de tres meses

Tras la suspensión de los términos y plazos de los procedimientos de contratación pública por culpa de la pandemia provocada por el Covid-19 y con el fin de hacer frente su impacto económico y social, la Autoridad Portuaria de Valencia ha retomado los plazos de adjudicación del proyecto de “Ampliación del edificio de oficinas del recinto del escáner del puerto de Valencia”.

Actualmente, el edificio de oficinas del recinto del escáner del puerto de Valencia se compone de un vestíbulo, dos despachos, una sala de espera y unos aseos. Pero, dado que se prevé un incremento de la plantilla trabajando en tres turnos, durante las 24 horas del día, se hace “necesario ampliar el edificio actual dotándolo de una sala de descanso-comedor, así como de los servicios higiénicos necesarios (baños y vestuarios)”, se explica en la memoria del proyecto presentado por Valenciaport.

La ampliación se estructura en una sola planta, como continuación horizontal de la existente, con entrada desde la sala de espera. “Se distribuye la ampliación del edificio de modo simétrico: sala de descanso-comedor centrada en el mismo y sendos vestuarios a los laterales. La vinculación desde el edificio existente a la zona ampliada se realiza mediante distribuidores que comunican con los vestuarios y con la sala de descanso-comedor de modo individualizado. El edificio se completa con una cubierta inclinada a un agua, como continuación de la cubierta metálica existente”, detalla la memoria.

Tres meses

El objeto del contrato de obras, que cuenta con un plazo de ejecución de tres meses, no puede ser dividido en lotes puesto que los trabajos a realizar se componen de unidades de obra interrelacionadas entre sí. “Su división redundaría en un mayor coste y plazo de ejecución”, afirma el licitador. El presupuesto base de licitación del concurso es de 101.128,64 euros (IVA excluido) y el valor estimado del contrato es de 111.241,5 euros.

El procedimiento de licitación es abierto y en cuanto a las garantías, destacar que no se exige garantía provisional. La garantía definitiva será del 5% del importe de adjudicación (IVA excluido) y la garantía complementaria será del 5% del importe de adjudicación (IVA excluido) y se exigirá en el caso de que la oferta del adjudicatario resultase inicialmente incursa en presunción de anormalidad.

Finalmente, destacar que como criterios de adjudicación se han establecido dos evaluables mediante juicio de valor: una memoria constructiva en la que se justifique y describa la metodología de trabajo, de acuerdo con las normas de buena práctica, con el detalle que se especifica en el Pliego y, un programa de trabajos detallado de las actividades a realizar. A estos criterios se atribuyen unas puntuaciones máximas respectivas de 45 y 15 puntos.

También se fija como criterio de adjudicación, evaluable mediante la mera aplicación de fórmulas, la oferta económica. A este criterio se atribuye una valoración máxima de 40 puntos.

El anuncio de licitación contempla mañana como fecha máxima de presentación de ofertas.

Se exige experiencia

El apartado de justificación de los criterios de solvencia y criterios de adjudicación del contrato señala que, por cuanto que se trata de trabajos especializados, que requieren de experiencia previa, “se exige un volumen anual de negocios en el ámbito al que se refiere el contrato de, al menos, 167.000 euros”. 

Asimismo, apunta la memoria del proyecto, por cuanto se trata de trabajos especializados, que requieren de experiencia previa, se exige una relación de las obras ejecutadas en el curso de los cinco últimos años, en el ámbito al que se refiere el contrato (trabajos de ampliación de edificios), avalada por certificados de buena Ejecución.

También se establece la disposición de un arquitecto o arquitecto técnico o titulación equivalente con experiencia mínima de cinco años como jefe de obra en obras de edificación, un encargado de obra con experiencia mínima de cinco años en obras de edificación y un responsable de Seguridad y Salud, que deberá acreditar la titulación de Técnico Superior en PRL, con experiencia mínima de cinco años en obras de edificación, como elementos de concreción de la solvencia técnica.