El puerto se ha convertido en un elemento central para la ciudad de Málaga.
Tiempo de lectura estimado: 2 minutos

Mantener una buena relación puerto-ciudad ha sido siempre uno de los objetivos indispensables para la Autoridad Portuaria de Málaga. Pero, qué influencia tiene el Puerto para la ciudad malagueña. Para conocer mejor esta relación, este Diario ha hablado con el presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga, Carlos Rubio.

“El puerto se ha convertido en un elemento central para la ciudad de Málaga y por eso existe cierta controversia a veces con algunos de los proyectos puerto-ciudad que queremos desarrollar”, explica Rubio.

Uno de estos proyectos es la construcción de la marina de megayates, en el muelle 1 y 2 del puerto, cuyas obras se iniciarán esta semana y ayudarán a consolidar el puerto de Málaga como un referente turístico. “Espero que para después del verano ya empecemos a ver megayates en el muelle 1 y en el Palmeral”, subraya el presidente.

Carlos Rubio, presidente de la Autoridad Portuaria de Málaga

Además, está previsto el desarrollo de oficinas de alto nivel en el muelle de Heredia, en el actual muelle 4, y la construcción de un auditorio, por parte del Ayuntamiento de Málaga, en la explanada de San Andrés, junto al puerto deportivo que también se desarrollará en esta misma zona, detalla Rubio.
Uno de los proyectos que más críticas ha levantado ha sido la construcción de un hotel en el dique de Levante, que la Autoridad Portuaria defiende. Preguntado por su opinión acerca de las oportunidades que generará este proyecto para la ciudad y para el puerto, el presidente destaca: “Aparte de contar con un edificio con una singularidad excepcional, esta construcción va a permitir el acceso a un turismo de alto nivel adquisitivo que en este momento no existe en Málaga. Esto además lleva aparejado sinergias en creación de empleo y desarrollo de negocios asociados y en definitiva eso se traducirá en una inyección importante de recursos todos los años en la ciudad de Málaga”.

“Hay una inversión directa de más de 150 millones de euros. Parece evidente que es una inversión de máximo interés para el puerto y para la ciudad.”, concluye Carlos Rubio.