Los asistentes han celebrado un homenaje a las personas más golpeadas por la pandemia plantando un ciprés de 5 metros frente al lugar de la exposición.
Tiempo de lectura estimado: 2 minutos

El presidente de la Autoridad Portuaria de Tarragona, Josep Maria Cruset, ha inaugurado hoy la exposición «Tarragona confinada. La ciudad escondida», que recoge la memoria gráfica de lo que ha sido el periodo de confinamiento para los tarraconenses a través de la mirada de cada uno de los autores.

Cruset estuvo acompañado del coordinador de la muestra, el fotógrafo tarraconense Pep Escoda, y la directora de Puerto-Ciudad, Montse Adan. La muestra fotográfica reúne 110 fotografías de 11 fotógrafos y fotógrafas estrechamente vinculados a la ciudad de Tarragona. La exposición se podrá visitar hasta el 8 de noviembre en el Tinglado 1 del Moll de Costa del Puerto de Tarragona.

El presidente del puerto ha recordado que «hace exactamente 6 meses, se cerraban escuelas y anunciaba un estado de alarma, y este confinamiento abría el periodo de mayor incertidumbre de nuestras generaciones». Y ha agradecido el trabajo de los fotógrafos y fotógrafas ya que han conseguido hacer realidad el encargo de «transformar los sentimientos y las emociones en imágenes tangibles» sobre la experiencia de «toda una sociedad puesta a prueba, como hacía décadas que no pasaba» .

El acto de inauguración ha sido conducido por Montse Adan que celebró haber podido montar esta muestra a pesar del confinamiento y las restricciones que han supuesto las medidas de prevención y de higiene para el funcionamiento del Muelle de Costa que ha tenido que reinventar muchas actividades para mantener su propuesta culturales y de ocio. En su intervención, Pep Escoda, coordinador y asesor de la exposición y 21 veces premiado con el Premio Nacional Lux de fotografía profesional, ha aprovechado para felicitar personalmente todos los fotógrafos muchos de los protagonistas.