La Autoridad Portuaria de Cartagena da un nuevo salto en su política medioambiental con la renovación de su red de saneamiento de agua.
Tiempo de lectura estimado: 2 minutos

La Autoridad Portuaria de Cartagena ha iniciado ya el proceso para la renovación de su red de abastecimiento de agua potable a las dársenas de Cartagena y Escombreras, un proyecto en el que invertirá 3,35 millones de euros y cuyo plazo de ejecución es de 17 meses.

Las empresas interesadas tienen de plazo hasta el 16 de abril para presentar sus ofertas.

Este proyecto supondrá una mejora y modernización de la mayor parte de las redes de abastecimiento con el objetivo de sustituir las viejas conducciones de fibrocemento por otras de fundición dúctil más resistentes, duraderas y ambientalmente más sostenibles. 

La Autoridad Portuaria de Cartagena da un salto cualitativo en su modelo de gestión para garantizar un mejor servicio con la retirada de 5,743 kilómetros de conducciones y arquetas muy antiguas por una nueva red de tipo ramificada que optimizará el suministro y la presión adecuada tanto a las empresas del ámbito portuario como a los buques que atraquen en nuestros muelles, ampliando las tomas de agua para el avituallamiento a los barcos que suponen los puntos de mayor consumo en ambas dársenas. 

El proyecto se divide en 10 actuaciones, cinco en la dársena de Cartagena y cinco en la de Escombreras. En concreto, en la dársena de Cartagena los trabajos irán destinados a los muelles de Santa Lucía, San Pedro y Alfonso XII y sus áreas de exterior, y la Terminal de Cruceros. En Escombreras, se renovarán las redes de agua potable del Dique-Muelle Bastarreche, Muelle Maese, Muelle Isaac Peral, Muelle Príncipe Felipe y los atraques oeste y GNL 

La red de abastecimiento de agua potable será ejecutada con tubería de fundición dúctil con un diámetro de 200 milímetros a excepción de tramos puntuales que serán ejecutados con diámetros de 125-150 milímetros. La red a disponer será tipo ramificada, debido a la disposición de los diferentes muelles a los que dar servicio.  

Las obras están incluidas en el Plan de Acción Inmediata para la Recuperación Económica impulsada por la Autoridad Portuaria, que supone una inversión de 200 millones de euros, dividido en 5 bloques, con 12 líneas que contemplan 50 actuaciones.