La idea, que se financiará con 15.000 euros, soluciona el problema de turbidez en las aguas portuarias.
Tiempo de lectura estimado: menos de un minuto

Uno de los proyectos presentados por la Autoridad Portuaria de Baleares (APB) a la convocatoria de ayudas Fondo Puertos 4.0 recibirá financiación por parte del Comité de Distribución del Fondo de Compensación Interportuario en 2021.

La idea elegida, que lleva por nombre CICERO, y que ha sido desarrollada por Garau Ingenieros, mejora sustancialmente la calidad de las aguas portuarias y  ha sido una de las mejor valoradas, concretamente la quinta de las 125 presentadas.

Gracias a esta subvención, de 15.000 euros, se desarrollará durante seis meses una prueba de concepto de la idea en el puerto de Palma.

La idea pretende eliminar la turbidez del agua abrigada de los puertos sin bombearla al exterior, sino que se potencia la depuración natural aportando al agua oxígeno en unas condiciones adecuadas.

El modelo incluye un software y un sistema de validación y seguimiento, con el objetivo de recuperar los procesos naturales ocupando el mínimo espacio y sin entorpecer la operativa portuaria. Todo ello se realiza a través de unos módulos de aireación, filtrado y mezcla del agua específicos para dársenas deportivas, pesqueras, industriales o de pasaje.