Tiempo de lectura estimado: 4 minutos

Porthos (Port of Rotterdam CO2 Transport Hub y Offshore Storage), el mayor proyecto holandés para la reducción de emisiones de CO2, programado para almacenar una cantidad anual de 2,5 millones de toneladas de dióxido de carbono generado por la industria del puerto de Rotterdam en campos de gas vacíos debajo del Mar del Norte, mantiene su agenda imparable.

Recientemente se ha hecho oficial que las cuatro empresas que van utilizar el sistema Porthos (Air Liquide, Air Products, ExxonMobil y Shell) recibirán un total de 2.000 millones de euros del programa SDE++ durante los próximos 15 años, lo que confirma la solidez del proyecto.

La captura y almacenamiento de CO2 (conocida como CCS) es una de las formas más económicas de cumplir los objetivos climáticos a corto plazo.

Entre 2008 y 2019 se invirtieron unos 4.500 millones de euros en numerosos proyectos de los Países Bajos con los que se consiguió reducir las emisiones en 42 millones de toneladas de CO2.

Incluso con menos de la mitad de esa inversión, el proyecto Porthos logrará una reducción de emisiones muy similar (37 millones de toneladas de CO2 en un periodo de 15 años).  Las previsiones son que a partir de 2024 el proyecto pueda almacenar aproximadamente 2,5 millones por año.

En el Acuerdo Climático Holandés se establece que el CCS logrará la mitad de la reducción de CO2 de la industria en 2030. En cuanto a la otra mitad, los sectores productivos se concentran en desarrollar sistemas eficiencia energética, electrificación, parques solares y eólicos e hidrógeno verde para conseguir el objetivo.

Agenda de Porthos

El trabajo de Porthos se centra actualmente en tres cuestiones principales y que deberían cerrarse cuanto antes para concretar una decisión final de inversión en 2022. Las tareas en marcha son el desarrollo técnico de la infraestructura de transporte y almacenamiento, la tramitación de la evaluación de impacto ambiental y de los diferentes permisos y la materialización de acuerdos con empresas para el suministro de CO2 y con el gobierno para habilitar el sistema.

Tan pronto como se haya tomado la decisión de inversión, comenzará la construcción de la infraestructura y se espera que el sistema esté operativo en 2024.

Por otra parte, está previsto que las cuatro empresas delproyecto reciban los fondos del programa SDE la próxima primavera. Según las estimaciones, los trámites de permisos se completarán a finales de 2021.

Las empresas utilizarán este mismo año para prepararse para la construcción de las plantas de captura. Asimismo, la organización del proyecto Porthos trabajará en 2021 en los preparativos técnicos para el tendido de tuberías en tierra y en el lecho marino, la construcción de la estación de compresión y el ajuste de la plataforma en el mar.

Los principales desarrollos del año pasado incluyeron la presentación de la Evaluación de Impacto Ambiental (EIA) y varias solicitudes de permiso y  acuerdos entre Porthos y las cuatro empresas que van a utilizar el sistema Porthos.

Promotores

Porthos es una empresa conjunta entre la Autoridad del Puerto de Rotterdam, Gasunie y EBN. Cada una de las organizaciones aporta su propia experiencia y conocimientos a este proyecto.

La Autoridad del Puerto de Rotterdam se centrará en la situación y el mercado local; Gasunie puede ofrecer una amplia experiencia en infraestructuras y transporte de gas y EBN compartirá su experiencia en área de capas de suelo más profundas e infraestructuras mar adentro.

Así funciona Porthos

Así funciona Porthos