Tiempo de lectura estimado: 4 minutos

La puesta en marcha de la iniciativa Puerto y Ciudad, proyecto de comunicación multicanal del que este libro forma parte, ha sido tan intenso como lo son todas las ideas que se activan tras haber sido paralizadas mil veces.

Motivos para no remangarse y ponerse manos a la obra siempre hay. Es cierto que el mundo se mueve, pero tan fuerte como la traslación o la rotación es la inercia. Tendemos a estarnos quietos si estamos quietos y solo conseguimos movimiento por el movimiento. Argumentos para no hacer… siempre hay: “No sirve para nada”, “ya lo hemos intentado”. Comunicar todo lo mucho y creciente que los puertos hacen directamente por su entorno es más necesario que nunca. La hasta ahora deficiente o insuficiente comunicación puerto-ciudad, ha creado problemas graves. El vacío de comunicación ha sido aprovechado por otros intereses para la transmisión de conceptos inexactos o directamente falsos.

Estando así las cosas, a los puertos no les queda otra que combatir las mentiras con su verdad. Desigual batalla, ciertamente, ya que la verdad es una, solo una, y la mentira es infinita y, además, la esgrimen para todo tipo de intereses.

Y aquí estamos, poniendo en las manos de todo aquel que guste de la realidad este compendio de acciones de los puertos dedicadas directa y concretamente a su entorno. Con datos y certezas verificadas por nuestro inmejorable equipo de Redacción, avalado por más de 400 años de experiencia en comunicación logística.

 

No entramos en el obvio y rotundo beneficio que los puertos suponen para toda la economía del hinterland al que sirven, sino en las acciones y proyectos que las distintas autoridades portuarias ponen en marcha directa y específicamente para la ciudad donde se ubican. Es una nueva línea de acción que sacude todo el sistema portuario español, desde Puertos del Estado hasta todas y cada una de las 28 autoridades portuarias. Puerto y Ciudad es un nuevo marco, un nuevo continente para toda esa información que surge a borbotones de nuestros Puertos.

No tenemos duda alguna de que nuestro país está especialmente dotado para ser una potencia mundial en logística. Quizás porque conocemos los puertos en todo su calado, estamos convencidos de que la generación de riqueza y progreso sostenible que tienen los puertos es inmensa y… no se puede desperdiciar. Los puertos y sus zonas logísticas, junto al mar o tierra adentro, han de seguir creciendo, siempre de forma medioambientalmente respetuosa y totalmente sostenible. Podemos seguir creciendo y, por tanto, debemos hacerlo. Ese crecimiento logístico portuario es imparable. La opinión pública es soberana y decidirá si apoyar esa línea de futuro y con qué intensidad. Para decisiones acertadas se precisa comunicación acertada, certera y profesional. Los puertos han de tener muy en cuenta que su actividad depende de los barcos y las mercancías, pero su futuro depende, como todo, de la opinión pública. Comunicar lo mucho y muy bueno que los puertos hacen por las ciudades es el camino. El único camino.

Cerramos así el proyecto de comunicación multicanal que empezamos con la muy exitosa webinar que en febrero de este año dedicamos a este tema, que continuamos con nuestra web puertoycidad.com y nuestros boletines mensuales y que culminamos con la obra que tienen en sus manos. Este libro Puerto y Ciudad es un compendio de algunas de esas recientes acciones llevadas a cabo por los puertos, pensando en la ciudad. No están todas las que son, pero sí son todas las que están.

Pasen y vean.

De eso va este trabajo excepcional para tiempos excepcionales: de aportar los datos y reflexiones que contribuyan a reforzar la seguridad, firmeza, tiento y cuidado en la toma de decisiones de futuro